¿Y si estrenamos la caja de luz de Mamá Madera con pan rallado?

Hoy os traigo un material fácil fácil de conseguir, porque quién no tiene en casa un poco de pan rallado o algún trozo de pan duro que se nos va quedando en el olvido, para los que tenéis pan duro, en 5 segundos tenéis pan rallado, nosotros lo hemos hecho con thermomix, pero podéis utilizar cualquier otro triturador, rallador o procesador de alimentos.

¿Por qué pan rallado?

El pan rallado es un recurso que casi tod@s los que tenéis una mesa de luz lo podéis tener en casa, y sin gastar más 😉

El pan rallado es mucho más finito y más suave por lo que si todavía no tenéis ninguna bandeja transparente podéis jugar directamente sobre la caja de luz, ya que a diferencia de arena o sal,… al ser sus partículas mucho más finas, ayudan a cuidar un poco más la caja, sin rallar el metacrilato y así alargamos la vida de nuestras cajas de luz, y para los que tenéis peques con apetito no pasa nada si se lo llevan a la boca, es pan.

Solo el acto de tocar el pan rallado con las manos sobre la caja de luz ya es una experiencia sensorial genial (estimulante, relajante,..), si además jugamos a dibujar, a escribir, a crear paisajes; tales como caminos en el bosque, dunas en el desierto y playas exóticas (gracias a los diferentes colores que produce la caja de luz), las experiencias aumentan en diversión y aprendizaje.

¿Qué me decís os animáis a dejar volar la imaginación con la caja de luz de Mamá Madera esta tarde?

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *